La teoría de los latidos

Posted on Actualizado enn


Mi mujer tiene una teoría, con la que desde hace meses tengo pesadillas. Dice que todos los seres vivos tenemos contados los latidos del corazón y que por ese motivo, llegado el punto en el que estos se alcanzan nuestro corazón se para y morimos. Así de crudo, exactamente igual que en la película de “In Time”, en el que los humanos son programados para vivir un determinado número de segundos y cuando este se agota caen fulminados, salvando una excepción, en la película pueden intercambiarse “Tiempo”, nosotros en la vida real no tenemos esta posiblidad. Es hasta romántico pensar que puedes morir de un colapso, después de haber llegado a tu meta. Siempre le digo que como lleve aunque sea un poco de razón, estoy lista…

Cuando corro alcanzo las 200 pulsaciones por minuto, cuando me pongo nerviosa alcanzo las 115 sin despeinarme, cuando estoy en reposo tengo de medía 70 (después de correr durante un año he bajado un pelín) , cuando estoy haciendo el amor… no he sido tan friky de ponerme el pulsometro pero todo se andará, cuando estoy durmiendo, no me late, no tengo recuerdos sobre ello. No me consta, luego no me late.

Y si… ¿realmente lleva razón? Lo que no me cabe ninguna duda es que habré disfrutado de mi vida más de lo que podría haber imaginado y os hago la siguiente propuesta: Antes de que caiga el día disfrutar un poco de la vida, reíros, dejad que os gasten un broma e intentar aunque sea por dos minutos no vivir estresados, ni tensos, ni pendientes del reloj, las obligaciones y los planes que no se han cumplido. apartad. Pensad en los quese han cumplido y recordad que hoy es el día internacional de la Felicidad.

FELIZ DIA PARA TODOS

http://www.europapress.es/epsocial/noticia-dia-internacional-felicidad-celebra-miercoles-primera-vez-reconocimiento-onu-2012-20130319150052.html

4 comentarios sobre “La teoría de los latidos

    Noemi escribió:
    marzo 20, 2013 en 3:20 pm

    Me encanta, jajajaja…
    TÓ ER MUNDO A SER FELIZ!!!!
    Besitos, niñas.

    rdiazvalle escribió:
    abril 16, 2013 en 7:22 pm

    Me ha gustado mucho el post!!!Espero que me queden muchos latidos aún !!! Viva el buen rollo!!!

    Julián escribió:
    julio 4, 2016 en 2:01 am

    Tu mujer es muy inteligente y se le ocurrió lo mismo que a Max Kleiber; o lo leyó y se olvidó, y luego pensó que era idea suya. Ambas son posibilidades viables ¿No? Buscá la Ley de Kleiber, es precisamente lo que dijo tu mujer. Saludos. Por cierto, llegué acá buscando la Ley de Kleiber.

    monicamartin respondido:
    octubre 25, 2016 en 11:53 am

    Gracias!!! Lo buscare!

Comenta, es gratis.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s